• jordi ciurana

amo r



no esperes más

te lo suplico

ponme ahora de rodillas

y te juro hacerlo bien

portarme bien

voy a cuidar

todos tus hijos

a medio hacer

como he cuidado

de las palabras

que nunca me dirás

eres un tipo reservado

les haré un hueco

entre los pliegues

de mi cuerpo

los acunaré

entre ríos de lava tibia

lo juro

esta vez no los masticaré

perdóname

mis dientes son tuyos

te lo prometo

mi vientre tuyo

lo prometo

todo mi cuerpo corrupto

tuyo

déjame ser tu templo un día más

tu catedral

cementerio de vísceras

celebra tu penitencia

en el lodazal de mi interior

los hijos incorpóreos

que plantarás

sobre mi tumba

en mi desierto

se alzarán

como abanicos

profetas en la tierra

yo seré Jerusalén

acampa por favor

en las costuras

de mi laringe

tierra santa

clava tu bandera

en el centro exacto

de mi úvula

araña minúscula

colonízame

no quiero ser

tierra de nadie

mis aborígenes murieron

hace ya siglos

murieron masacrados

junto con mi voluntad

la voluntad de ser

ya no soy nada

barbarie barbarie barbarie

sólo un poquito

si es lo que deseas

puedo ser

tu retrete

un saco de arena

tu padre

un perro abandonado

llévame al parque

al éxtasis

tras los árboles

golpéame

otra vez

más fuerte

hazme saber quién soy

hazme olvidar quién soy

ahora en la cara

lo he olvidado

mejor así

con la rodilla

no me mires

por favor

no malgastes

tu mirada musculosa

en tan repugnante

despojo

por favor

mira los cielos

las ratas muertas

suéltame ya

no quiero estar atado

a estas cadenas

diminutas

yo solo quiero estar

atado a ti

cóseme a tu sexo

con tus greñas niqueladas

extírpame de mí

desnáceme

hazme el amor

por favor

hazme el dolor

inserta tus dedos

como arpones

en mis ojos

en mi herida

en mi ano

méteme el corazón

el anular

el puño entero

vacíame

hazme un espacio

para algo nuevo

más brillante, reluciente

algo mejor

una amatista

apaga mi cabeza

con tus puños

haz que retroceda

no hay nada en ella

que podamos comprender

céntrate en mi cuerpo

ofrenda y sacrificio

tu saliva hirviendo

descolgada

por mi lengua

senil

marchita

de tanto chupar

botas

pollas

hebillas como espejos

asfalto

corteza

me arranco las costras

con los dientes

las mastico

en esta boca infame

que taladras

con tu hermosa polla

del montón

no demasiado grande

no demasiado pequeña

no demasiado limpia

la mejor polla es siempre la que tienes en la boca

eso decía siempre marcos

con m de muerte

con m de marica

con m de mamada

riego los gayumbos

con la miel más dulce

sácame ya del banquillo

te lo ruego

lléname de tierra la boca

estoy dispuesto

receptivo

masticaré piedras

si es lo que quieres

tragaré agujas de pino

si es lo que deseas

pero no masticaré a tus hijos

te lo juro

eres un tipo discreto

ellos vivirán

en mis encías

por favor tan solo

clávame en tu sombra

con alfileres oxidados

híncalos

en las muñecas

no en las manos

no quisiera descolgarme

de tu cruz

qué bochorno

qué deshonra

eso es

empuja con tu polla

mi existencia amoratada

hasta el fondo mismo

del crepúsculo

poséeme pero

no te vayas

por favor

no me abandones

con tan trágico séquito

que es yo mismo

seré bueno

quédate

pido permiso

para posar mi culo

sobre tu lengua erecta

en perfecta comunión

con el señor

que tu músculo sagrado

dibuje un padrenuestro

en el contorno

olímpico

mojado

y dilatado

de mi culo pagano

purifícame con tus plegarias

con tu afilado pico

de carpintero anaranjado

listo para recibirte

mi polla pide a gritos

tener su propio pulso

tus manos

llave maestra

de mis orificios

obstrúyeme

tapónalos

ojos orejas ombligo poros

permíteme asfixiarme

en el vacío opaco

de mí mismo

la cara contra el árbol

el árbol contra el cielo

el cielo contra Dios

el vaivén de tus caderas

el embate de tu miembro

me follan las hojas

me follan las hormigas

me follan los mirones

me follan tus ancestros

rómpeme todos los huesos

golpéame en las nalgas

las tienes a tu alcance

aplasta mi cabeza

contra el tronco

de este sauce

bate tus huevos

a la altura del mentón

como un ridículo postizo

de pellejo y cerillas quemadas

sigue

no pares ahora

no lloro por ti mi amor

lloro por el mundo

que está podrido

y por la gente

que está podrida

no lloro por ti mi amor

lloro por la belleza

de un regalo

esta tuya vía láctea

desparramada por mi rostro

como una lluvia hereje

de nonatos albinos

apuro con la lengua

una gota rebelde de linaje

que albergaba aún

un gramo absurdo

de esperanza

espera

perdona

no he masticado

mi amor

lo juro

no he masticado

están bien

todos están bien

quédate

quédate

por favor

quédate

porque

te amo

te amo

te amo,

amo.



(y así es como escribe uno su primer relato erótico)




 © 2019 by Jordi Ciurana. 

  • kisspng-brand-imdb-logo-resume-manufactu
  • Grey Instagram Icon
  • Gris Icono de YouTube
  • Grey Facebook Icon
  • Gris Icono Twitter
  • Grey Vimeo Icon